Llamada curiosa, por no decir otra cosa

Recién llegada a casa (que no recién casada), suena el teléfono:

Riiinnng

La Guerrera: ¿Sí?
Al otro lado del aparato: Buenas tardes
La Guerrera: ¿Si?
Al otro lado del aparato: Queríamos hacer una encuesta sobre actividades laborales*. ¿Hay algún hombre en casa?
La Guerrera: No
Al otro lado del aparato: Entonces nada, muchas gracias

Y me cuelga. Y yo me quedo con cara de boba. ¿Qué me he perdido? ¿Qué pasa, que si no hay hombres ya da igual quién esté en una casa? La verdad es que he de reconocer que cuando he visto que era una encuesta telefónica, me he echado a temblar y he pensado en poner alguna excusa (la típica suele ser decir que es un piso de estudiantes, así te dejan en paz), pero es que me ha jodido 1) no haber sido yo quién ha cortado la encuesta y 2) que me hayan ninguneado frente a un tío. Luego más fríamente, he pensado que igual era mi espía particular ...


* O algo así, es que no he podido postearlo inmediatamente, y a las horas que son, pues ya se me ha olvidado la frase exacta.

Actualización de Conectada: vándalos asiáticos están spameando los comentarios de esta entrada. De momento cierro los comentarios para este post, espero no tener que hacer lo mismo para el resto del blog :(

5 comentarios:

Anónimo dijo...

No seas malpensada, seguro que era una encuesta que buscaba determinar la situación laboral de los hombres españoles.

Blues dijo...

Que fuerte, es una espia sin duda xDDD Ninguna encuesta telefonica te cuelga asi de rapido :D

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
sandra dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.